CRIPTAS Y MAUSOLEOS

Ven y conoce nuestra CAPILLA – MAUSOLEO en la Parroquia El Espíritu Santo

La construcción de nuevos nichos en la Capilla-Mausoleo de nuestra parroquia nació para dar respuesta a la necesidad de un espacio digno y agradable para la tranquilidad y satisfacción de los que necesitan un nicho donde depositar las cenizas de sus seres queridos.

 

El último paso cuando es el deceso de un ser querido, y ha sido cremado, es resguardar las cenizas dentro de un nicho. Los proyectos de criptas o nichos, ofrecen a los fieles seguridad, calidez y confianza. Todo ello aunado al ambiente que proporciona el hecho de ser instalados dentro de la Capilla-Mausoleo en Nuestra Parroquia.

 

El día 2 de cada mes se ofrece una misa por todos los fieles difuntos que descansan en la Capilla-Mausoleo (excepto sábado y domingo).

 

Para adquirir una cripta en la Capilla-Mausoleo

 

Deberá acudir a la notaría parroquial, de lunes a sábado de 9:00 de la mañana a 14:00 de la tarde y de 04:00 a 07:00 de la tarde, excepto los miércoles. Visitará el recinto, acompañado del encargado, para escoger el espacio para las cenizas y luego regresará a la notaría para efectuar el contrato. El título de arrendamiento es a perpetuidad.

 

Adquisición

 

Los costos son accesibles, con modalidad de pago de contado o con plan de financiamiento de seis, doce y hasta dieciocho meses. Se cuenta con 410 nuevos nichos con finos acabados en madera BANAK y con capacidad desde 3 hasta 8 urnas.

 

Para depositar las cenizas

 

Posteriormente de haber firmado el contrato y haber cubierto el monto total del costo podrá depositar las cenizas.

 

Deberá avisar a la notaría parroquial en el horario de oficina. El horario de depósito de las cenizas es dentro de los horarios que la Capilla esté en servicio al público, es decir, cuando el templo esté abierto. Es necesario presentar copia del acta de defunción y del certificado de incineración del difunto.

 

¿Sabes qué opina la Iglesia sobre la incineración?

 

El Canon 1176, en la parte final del párrafo 3, señala que: “La Iglesia no prohíbe la cremación (o incineración), a menos que ésta se prefiera por motivos contrarios a la doctrina cristiana”.

 

Informes: (378) 78 23766 y 78 13600.

cr